La historia de Fatou: buscando un lugar seguro en la República Democrática de Congo

Miles de personas buscan refugio en el campo de Kibati Goma, DRC. Foto: Marie Cacace/Oxfam

Miles de personas buscan refugio en el campo de Kibati Goma, DRC.

La escalada de violencia en el este de la República Democrática de Congo ha obligado a decenas de miles de familias a emprender la huída. Muchas, como la de Fatou, llegaron al campo de Kibati, en las proximidades de Goma.

A finales de junio, Fatou, su marido y sus tres hijos escaparon del terror que acechaba Kalengera, su aldea, y se refugiaron en la selva. Se fueron con lo puesto.

“Están matando y torturando personas. Violan mujeres y secuestran a los niños. Teníamos miedo de los asaltantes, de que nos ejecutasen o quemasen vivos en nuestro hogar”, confiesa. “Creímos que estaríamos más a salvo en la selva, ya que al menos, de esa manera, evitaríamos que secuestrasen a nuestros hijos. Por las noches regresábamos a nuestros campos para cosechar rápidamente algo para comer. Luego íbamos a casa a cocinar, pero no más de una hora, ya que no podíamos arriesgarnos a estar más tiempo allí. Al terminar volvíamos a la selva e intentábamos dormir”.

 Marie Cacace/Oxfam

Fatou en el campo Kibati

Dos semanas más tarde, Fatou decidió escapar de la creciente violencia y se unió a las oleadas de refugiados en su camino hacia Goma, la capital de Kivu del Norte.

“Tuvimos suerte: mis tres hijos, mi marido y yo logramos subirnos a un camión que salía de nuestra aldea. Mis hermanos también lo consiguieron”.

Fatou relata que grupos rebeldes detuvieron el camión. Les robaron violentamente las pocas pertenencias que habían conseguido rescatar.

“Después los rebeldes comenzaron a bajar a todos los hombres jóvenes y los amenazaban con las armas. Hicieron bajar a mis tres hermanos más jóvenes. No hemos sabido nada de ellos desde entonces. Nuestros vecinos nos dicen que los pocos que se quedaron en Kalengera, incluidos los más pequeños, fueron secuestrados y reclutados para el combate".

En el campo de Kibati hay miles de personas con historias similares. Este campo alberga ya a 50 mil personas, llegadas recientemente, que escapaban de la violencia y de los numerosos grupos armados que controlan el este del país.

Las condiciones del campo son extraordinariamente difíciles. "Cuando llegamos, mi hija pequeña enfermó de malaria. No podíamos obtener la ayuda que necesitaba. Murió aquí", sentencia con una mirada de incredulidad en sus ojos.

 Marie Cacace/Oxfam

El refugio de Fatou y su familia

En un pequeño refugio del centro del campo, confeccionado con palos y una lona, Fatou nos confiesa su miedo a regresar a su hogar, ante las venganzas y los ataques.

"Pensábamos en volver, ya que creemos que aquí moriremos de hambre. Mi marido busca trabajo y a veces conseguimos comer algo de noche, pero otras veces no comemos. Pero tenemos miedo de volver. Me preocupa que me violen y que se lleven a mi marido para luchar para los rebeldes. Incluso nos atacan aquí, en el campo de refugiados. Ya no estamos seguros en ningún lado. Tememos que seremos las siguientes víctimas de la guerra. ¿Qué pasa si los rebeldes avanzan hasta Kibati? Vivimos cada día sumidos en el terror. Cuando salgo a cortar madera fuera del campo tengo miedo de que me violen. ¿Pero qué elección tengo? ¿Cómo puedo obtener madera para cocinar?".

Le pregunto a Fatou quién debería protegerla. "Solo Dios nos puede proteger ahora. Pero no creo que nadie más pueda. Hasta ahora no lo han hecho", replica.

Los equipos de Oxfam transportan agua potable a Kibati y construyen letrinas para mejorar las condiciones sanitarias del campo.

 Marie Cacace/Oxfam

Original obtenido de: http://blogs.oxfam.org/en/node/5282

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s